Entradas

365 Tao #238, 24 de Febrero 2018: Matriz

Matriz

Este frágil cuerpo
Es la matriz
Para la mente y el alma.

No podemos permitirnos el descuidar nuestro cuerpo, incluso si reconocemos que no debemos identificarnos exclusivamente con él. De hecho, en la búsqueda de nuestro verdadero yo, nuestra existencia física es el mejor lugar donde empezar. Podemos alterar nuestras vidas por cómo comemos y nos ejercitamos, y podemos agilizar nuestra búsqueda manteniéndonos saludables. Si estamos libres de bloqueos físicos y de dolor, podemos identificar mucho mejor nuestro yo interior.

En la búsqueda de la mente y el alma, es sabio entender que el cuerpo no es el yo verdadero, pero es también sabio el mantener el cuerpo. No debería haber ni negación ni mortificación de la carne, pero se requiere de una persona sabia tanto para mantener el cuerpo como para mirar más allá de él.

La meditación de hoy para el hemisferio norte es la #55, División

365 Tao #237, 23 de Febrero 2018: Cuerpo

Cuerpo

Yo no soy este frágil cuerpo.

No somos nuestros cuerpos. Esta puede parecer una afirmación extraña. Después de todo, no hay otro objeto en esta tierra al que conozcamos más íntimamente. ¿Por qué no habríamos de identificarnos con él?

¿Qué hay de nuestros cuerpos que sea tangible? Por supuesto tiene sustancia, ¿pero cómo explicamos la voluntad? Un cadáver es tan tangible como un ser vivo, pero nadie confundiría los dos. Algo misterioso explica las diferencias entre un cuerpo vivo y uno muerto. Algo nos anima.

Es la mente la que dirige la energía. ¿Pero qué de la mente podemos llamar definitivo? Es como una llama parpadeante: En ningún punto podemos determinar sus contornos exactos. Mientras más de cerca nos examinamos, más sutiles se vuelven las distinciones. Todo se vuelve bastante indistinto. Nos aferramos obstinada pero fútilmente a la impresión de que podríamos encontrar algo al reducir las cosas.

Es todo bastante confuso. Pero una cosa es segura: No soy este cuerpo frágil.

La med…

365 Tao #236, 22 de Febrero 2018: Prisión

Prisión

Nuestra subjetividad
Es un espejado
Féretro lleno de púas.

Nos rodeamos con los reflejos de nuestras propias identidades. Pensamos sólo en nosotros mismos, no en el Tao. Todo lo que nos importa es la supervivencia y la gratificación. ¿Cuando veremos que todo lo que hemos hecho es rodearnos de nuestras propias ilusiones?

No vemos el mundo como realmente es. Ignoramos el dilema de nuestra existencia. Somos como idiotas acicalados dentro de un féretro espejado. Mientras acrecentamos nuestras ilusiones, la caja se hace más pequeña. Pronto desarrolla púas -los arpones de nuestro propio egotismo- sólo que estamos tan absortos en nosotros mismos que no notamos las puntas. Estamos demasiado enamorados de nosotros mismos. Andamos con afectación, esponjamos nuestro cabello. Y nuestro ataúd sigue haciéndose más y más pequeño.

Algunos tienen éxito en salir de esa trampa, pero están tan apegados que arrastran su féretro detrás de ellos por un largo tiempo. Aquellos que arrastran sus ilusiones co…

365 Tao #235, 21 de Febrero 2017: Estrés

Estrés 

Las presiones del trabajo son abrumadoras.
Las responsabilidades son pesadas.
Cuando cierro los ojos,
Las demandas de los demás son todo lo que veo.

A veces las responsabilidades pueden volverse tan grandes que no puedes mantener tu equilibrio mental. Tu atención se dispersa. Los sentimientos de frustración llevan a una tremenda infelicidad. Te duele adentro. No duermes lo suficiente, comes mal, y discutes con los demás.

Los sabios podrían vivazmente declarar que todo eso es la insensatez de la humanidad. Sin duda tienen razón, pero las palabras de los sabios son demasiado elevadas cuando estamos mendigando en el polvo por nuestra supervivencia. Muchos de nosotros debemos enfrentar esas presiones, al menos por el momento. Aunque nos gustaría escapar de esta locura, no seríamos capaces de renunciar a la sociedad de una vez.

Cuando uno está bajo estrés, la conciencia del Tao es imposible. Si estás luchando en el campo de batalla, o luchando en la oficina, o luchando en tu hogar, o luch…

365 Tao #234, 20 de Febrero 2018: Araña

Araña 

La mente en el centro
Irradia a las ocho patas,
Creando una suprema telaraña
Para tamizar el Tao.

La araña es una perfecta criatura del Tao. Su cuerpo es una elegante expresión de su mente: teje hermosos hilos, y sus patas son perfectamente idóneas para crear su telaraña y caminar sobre ella. Desde su centro, una araña irradia su mundo con una frugal economía.

La postura de una araña respecto del Tao es el establecer un patrón. Su mente determina ese modelo. Se da cuenta del fluir del Tao y no hace nada que interfiera con ello. Simplemente crea su diseño y espera que el Tao le traiga el sustento. Lo que venga a ella, lo acepta. Lo que no venga a ella no le preocupa.

Una vez que la telaraña está establecida, una araña no piensa en expandirse de manera antinatural. No le hace la guerra a sus vecinos, no busca aventuras en otros países, no trata de volar a la luna, no construye fábricas, no trata de esclavizar a otros, no trata de ser intelectual. Es simplemente quien es y está satisfech…

365 Tao #233, 19 de Febrero 2018: Profetas

Profetas

Los profetas tienen sus secretos
Y su cierta magia.
Yo no soy un profeta.
Sólo conozco lo ordinario.
Ese es mi Tao.

Los profetas del Tao son una categoría especial. Hombres y mujeres que son reconocidos expertos en meditación, filosofía, geomancia, brujería, artes marciales, ciencia, matemáticas, literatura, pintura, poesía, sagradas escrituras, historia, música y liturgia. Pueden hacer cosas extraordinarias: pueden responder cualquier pregunta. El vasto número de secretos que cada uno de ellos personifica es asombroso. El grado de extraordinaria habilidad que dominan es formidable.

Son grandiosos, pero eso es todo.

Quienes siguen el Tao se esfuerzan por la perfección, pero son cautelosos sobre ser llamados profetas. Ese es un rol limitado. Ser un profeta representa una gran trampa cebada con la tentación de la auto importancia. El objetivo último de seguir el Tao es trascender la identidad. Quienes se llaman a sí mismos profetas o incluso maestros maximizan sus identidades.

Es mucho …

365 Tao #232, 18 de Febrero 2018: Etiquetas

Etiquetas

No me llames seguidor del Tao.

Seguir el Tao es un esfuerzo intensamente personal en el cual pasas cada minuto de tu tiempo con el pulso universal. Sigues el fluido e infinitamente cambiante Tao y experimentas su miríada de maravillas. No querrás nada más que estar vacío ante él -un espejo perfecto, abierto a cada matiz.

Si pones etiquetas sobre quién eres, hay separación del Tao. Tan pronto como aceptes las designaciones de raza, sexo, nombre o asociación, te defines en contraste con el Tao.

Es por eso que quienes siguen el Tao nunca se identifican a sí mismos con el nombre Tao. No se interesan por las etiquetas, por el estatus o por el rango. Todos tenemos la misma oportunidad de ser con el Tao.

Rechaza las etiquetas.
Rechaza las identidades.
Rechaza el conformismo.
Rechaza el convencionalismo.
Rechaza las definiciones.
Rechaza los nombres.

La meditación de hoy para el hemisferio norte es la #49, Muerte