365 Tao #192, 9 de Enero 2012: Austeridad

Austeridad

La auto disciplina lleva a estados espirituales más elevados
Sólo si se practica con entendimiento.
Mientras más clara sea la meta,
Más grande el resultado.

Debemos distinguir entre la disciplina con un propósito y la disciplina ciega. La disciplina con un propósito es meramente un medio para un fin y es saludable. La disciplina ciega no tiene un verdadero propósito y así se vuelve fanatismo. En el pasado, había mucha gente muy espiritual que creía en un ascetismo severo. Se azotarían a sí mismos, vivirían en cuevas húmedas y frías, se retorcerían en posturas incómodas, ayunarían por períodos de tiempo peligrosos. Con demasiada frecuencia, esas personas perdían de vista sus metas. Debemos ser altamente disciplinados, pero no debemos perder de vista nuestro significado interior.

La vida austera con un claro entendimiento de por qué y cómo hacemos las cosas no requiere de prácticas esotéricas. A pocos nos molesta pasar por esfuerzo extra e incluso por penurias si sabemos que ganaremos algo mejor por ello. De eso es lo que se trata la disciplina y la austeridad: haces esfuerzos adicionales para conseguir una vida mejor.


La meditación de hoy para el hemisferio norte es la #9, Optimismo

Comentarios

Entradas populares de este blog

365 Tao #184, 1 de Enero 2017: Emplazamiento

365 Tao #303, 30 de Abril 2017: Envejecer

365 Tao #156, 4 de Diciembre 2016: Inseparable