365 Tao #134, 12 de Noviembre 2011: Relajación

Relajación
Relajación
Es paz total.


Cuando te relajas completamente, hay silencio total. Ningún pensamiento entra en la mente, ningún problema surge del cuerpo, ninguna memoria aferra al espíritu. Esta abrumadora sensación de tranquilidad es realmente de lo que se trata toda meditación. La quietud neutral de la mente renueva el alma cansada, y esto es regeneración.

Incluso si no sigues un programa formal de meditación, es bueno sentarse tranquilamente por un rato todos los días. Esta forma de descanso debería ser tan habitual como dormir cada día. Si te puedes sentar en calma y sólo relajarte completamente, estas realmente meditando. Todas las varias formas de complicadas técnicas y visualizaciones existen porque la gente no puede llevarse a si misma a este simple estado de relajación. Sus mentes están constantemente a las carreras, sus cuerpos están fuera de equilibrio, y las preocupaciones del día pesan mucho sobre ellos. No pueden soltar, así que necesitan una rutina formal que seguir. Pero si puedes simplemente sentarte y vaciarte a ti mismo, experimentarás un maravilloso silencio, y una sensación de paz profundamente gratificante. 


Uno debería tratar de retornar a un estado relajado en una base regular y periódica. La simple razón para la relajación es que nos renueva, nos purifica, y nos deja con un profundo sentimiento de serenidad. No es un ritual. No es una obligación religiosa. Es un maravilloso estado alejado de los problemas. En él, estamos equilibrados en nuestro estado natural.


La meditación de hoy para el hemisferio norte es la #316, Descanso

Comentarios

Entradas populares de este blog

365 Tao #184, 1 de Enero 2017: Emplazamiento

365 Tao #303, 30 de Abril 2017: Envejecer

365 Tao #156, 4 de Diciembre 2016: Inseparable