365 Tao #198, 15 de Enero 2010,: Conservación

Conservación

No dejes caer un hilo sin darte cuenta.
No rastrilles secas hojas marrones sin cuidado.
Piensa cuan difícil fue
Para algo el tomar esta existencia.

La frugalidad es honrada en casi todas las culturas. A casi todos nosotros nos han enseñado a conservar y ahorrar. Aquellos que no despilfarran y sin embargo no se vuelven avaros son los más admirables.

Podemos estar conscientes de la conservación todos los días. Deberíamos pensar si lo que descartamos puede ser reutilizado o reciclado. Deberíamos considerar si nuestros gastos son realmente necesarios. Deberíamos estar conscientes de si estamos desperdiciando nuestro tiempo y esfuerzo en actividades frívolas. No deberíamos abusar de nuestro medio ambiente con basura, contaminantes y actividades recreacionales.

La conservación es imposible sin una sólida comprensión de la totalidad de los ciclos. A menos que recordemos cuan precioso es algo, cuánto esfuerzo tomó para que llegara a ser, no lo valoraremos. A menos que pensemos en su adecuada transformación en su próxima fase -una hoja, una flor marchitándose, un lago secándose- no sabremos cuál es nuestra relación con ello. Todo vive o muere a su propio tiempo. Nosotros también somos parte de los mismos ciclos, sólo que nosotros tenemos la opción de contemplarlo y actuar dentro de ese contexto. El hacerlo con gracia y consciencia es la esencia de quien sigue el Tao.

La meditación de hoy para el hemisferio norte es la #15, Tiempo

Comentarios

Entradas populares de este blog

365 Tao #156, 4 de Diciembre 2016: Inseparable

365 Tao #184, 1 de Enero 2017: Emplazamiento

365 Tao #66, 5 de Septiembre 2016: Ciclos