365 Tao #154, 2 de Diciembre 2009: Capas

Capas

Lo externo es forma,
Lo interno es pensamiento.
En lo más profundo está el alma.

Los sabios tradicionales describen al ser humano como teniendo tres capas. La exterior es el cuerpo físico e incorpora los impulsos y los instintos primitivos. La interior es la mente e incluye la discriminación, el razonamiento, y el sentido de individualidad.

Tanto el cuerpo como la mente son esclavos del mundo exterior porque obtienen su conocimiento de una entrada sensorial. No pueden conocer nada "intangible", nada que no tenga una forma o un nombre.

En el núcleo de cada persona está el alma. Ese es un yo puro y virginal. No piensa en el sentido ordinario de la palabra, no tiene egotismo, y no está preocupado de mantenerse en el mundo. Aunque el cuerpo tenga una forma y la mente sea multifacética, el alma es completamente amorfa y sin características. Ninguna marca, perfil, nombre, formula, número, idea o concepción puede ser proyectada sobre ella. Es pura, sin forma y vacía.

Cualquier persona con entrenamiento puede llegar a esta alma. Solo entonces puedes convencerte de su presencia. Cuando la alcanzas, tu cuerpo y tu mente se vuelven irrelevantes, porque ahora estás en un estado más allá de los sentidos y más allá del pensamiento. El alma es llamada lo absoluto porque está más allá de toda relatividad.

La meditación de hoy para el hemisferio norte es la #339, Aprendizaje

Comentarios

"el alma es completamente amorfa y sin características. Ninguna marca, perfil, nombre, formula, número, idea o concepción puede ser proyectada sobre ella. Es pura, sin forma y vacía.

Cualquier persona con entrenamiento puede llegar a esta alma."

No lo entiendo.
Karin Usach ha dicho que…
El alma es el núcleo de nuestro ser, pero tenemos "capas" que pelar antes de llegar a ella.

Muchos se quedan en las sensaciones físicas, y viven atrapados en el mundo del placer y del dolor; buscando lo uno y tratando de evitar lo otro. Otros se quedan atrapados en las construcciones de la mente, donde el ego nos tiende las trampas del deseo, el orgullo, la duda, y el sufrimiento.

No quiere decir que el cuerpo y la mente sean "malos" y debamos renegar de ellos. Por el contrario! Nuestro cuerpo y nuestra mente son capaces de cosas maravillosas y debemos cuidarlos con esmero.

Pero para llegar al alma, debemos trascenderlos, debemos conectarnos con nuestro ser espiritual. El entrenamiento se refiere a esto. Para algunos será la meditación, para otros alguna religión. Para otros incluso el arte, la filosofía, las artes marciales o cualquier otro camino de autocultivo.

Nuestro cuerpo y nuestra mente nos son evidentes, pero no nuestra alma. No podemos buscarla con los códigos externos (imágenes, fórmulas, ideas, concepciones) sino que tenemos que "conectarnos" con esta íntima parte de nosotros mismos usando el cuerpo y la mente pero sin quedarnos atrapados en esas capas.

Se aclaró algo?

Entradas populares de este blog

365 Tao #184, 1 de Enero 2017: Emplazamiento

365 Tao #303, 30 de Abril 2017: Envejecer

365 Tao #156, 4 de Diciembre 2016: Inseparable